¿A dónde se fue tu filosofía?