La diferencia lo hacen mis ojos.